Adivinanza geobotánico-cinematográfica: ¿dónde está filmada esta película?

Como ya ha hecho Ceprio alguna vez, hoy os propongo una adivinanza. Tampoco os hagáis ilusiones, se trata de una adivinanza destinada a biólogos en potencia o en acto, y para el resto de los lectores es otro de mis rolletes habituales de cuya aceptación no me hago responsable. Os pondré cuatro planos de una película y el reto es ubicar de forma aproximada el lugar de dicha localización en todo el mundo mediante criterios paisajísticos y botánicos (o leerlo todo y dejarse llevar).

Pero antes de ello y como no podría ser de otra forma viene una soporífera introducción:

La biogeografía es la disciplina biológica que estudia cómo se distribuyen los seres vivos por el mundo (o sea, la geografía de los seres vivos). Es un campo muy interesante en el que influyen tanto las caracterísiticas del clima, la orografía, los suelos, la historia de los continentes, las vicisitudes de la evolución a lo largo de las eras, la intervención humana y mil cosas más. En la universidad donde estudié hay cierta tradición por el estudio del aspecto vegetal de la biogeografía, lo que viene a llamarse geobotánica (o fitogeografía, o biogeografía vegetal, que todo viene a ser lo mismo).

Esta asignatura se puede evaluar de formas muy creativas. Por ejemplo, se te puede preguntar en qué lugar de la Península Ibérica te encontrarías dada una combinación de especies de plantas que integran la vegetación de tu alrededor, o te podrían igualmente pedir una descripción somera de qué formaciones podrías encontrar en un hipotético viaje Túnez-Ciudad del Cabo. Cuando has estudiado geobotánica puedes sorprenderte a ti mismo pensando en el frío del carajo que tiene que hacer en invierno en un paraje determinado sólo con ver la vegetación… o pillando algunos gazapos en el cine en películas donde no se ha puesto cuidado en el attrezzo vegetal.

Ejemplo: “Alejandro Magno (2004)“. El general macedonio entra con su ejército en Babilonia y de repente vemos esto:

¿Algo que objetar? Un espectador perspicaz con culturilla botánica reconocerá, entre otras cosas, la forma inconfundible de la Palma del Viajero (Ravenala madagascariensis).

Como os podéis imaginar por su nombre, esta soberbia estrelitziácea es, no sólo originaria, sino además endémica de Madagascar (y uno de sus símbolos nacionales), por lo que pese al nada desdeñable poderío de Darío III o de cualquier gobernante previo de Babilonia, resulta bastante increíble que esa planta estuviese allí en el siglo IV a.C. Para nuestro espectador perspicaz este descubrimiento tendría un efecto similar a que, en la siguiente secuencia, Alejandro llamase a Aristóteles al móvil para informarle de sus avances, chafando así la labor de recreación histórica de los cineastas. ¿Tanto trabajo costaba bio-asesorarse? Vale, soy un pijotero, pero es que “hay gente pa tó”.

La elección de los exteriores donde se rueda una película viene determinada muchas veces por sus bondades paisajísticas y su parecido con el lugar que se quiere evocar. No hace falta rodar en suelo estadounidense un western si por la mitad de precio puedes hacer en Almería (Spain). A nivel general, no es una mala elección y desde el punto de vista de la vegetación da el pego aceptablemente bien… quizá no así con otros elementos…

“La muerte tenía un precio” Clint Eastwood entra en un poblado del Oeste. Nótense las tradicionales casitas de Colorado.

Bueno, y vayamos acercándonos a nuestro asunto. ¿Sería posible, además de detectar gazapos, ubicar de forma aproximada una localización utilizando los poderes que la geobotánica nos otorgó alguna vez? Para qué voy a mentir: posible es, pero sólo en contadas ocasiones, entre otras cosas porque la cámara no se para en detalles de las plantas. Yo creo haber encontrado un caso en el que sí se podría jugar a los detectives y por eso lo propongo también como acertijo a quien le apetezca. Cuando yo la vi tuve un par de “revelaciones” y me quedé muy satisfecho al comprobar en los rótulos de crédito que andaba en lo cierto. Al contrario que en otros casos, la acción de esta película sí transcurre donde está rodada, así que eliminaré pistas no botánicas que pudieren aportar información, pero cualquiera que hubiese sido la película podríamos haber averiguado igualmente su situación.

Los planos son los siguientes (click para ampliar):

plano 1: Aspecto general de la vegetación

plano 2: Porte del árbol dominante

plano 3: Acercamiento al árbol dominante

plano 4: Datos extra

Quien quiera dilucidar la respuesta por sí mismo, que deje de leer en este punto.

Solución: En efecto, la adivinanza puede resolverse a partir de estos planos. Por hacerlo un poco más sustancioso la iré desglosando por pasos (aunque no tendría por qué hacerse así de detalladamente).

La primera captura nos permite deducir, tanto por lo espaciados que se encuentran los árboles y arbustos como por lo yerma y seca que está la tierra y las posibles herbáceas que crecen en ella, que nos encontramos en una zona muy árida, o que al menos, soporta una aridez patente en algún momento del año. Vale, no había que ser muy lince para esto, pero comenzamos a estrechar el círculo. Señalemos zonas de desiertos, biomas de bosques tropicales con estación seca y sabanas, regiones de clima mediterráneo y estepas:

Virtualmente, las regiones en rojo de este mapa (trazadas de forma muy grosera, evidentemente) engloban lugares donde al menos en alguna zona podría darse la aridez necesaria para un paisaje de este tipo.

Los planos 2 y 3 nos permiten identificar el árbol dominante en este paisaje tan abierto y árido. Igualmente no tiene mucho misterio (para quien tenga idea de esto, se entiende) con ese porte, esa corteza y lo que se deja entrever de el follaje, descubrir que se trata de una sabina (género Juniperus, sección Sabina). Asumiendo que se trata del árbol dominante, el paisaje ante el que nos encontramos es, por tanto, un sabinar. Esto puede parecer una afirmación arriesgada, pero no lo es en absoluto, como corroborará cualquier lector soriano o turolense si se pasa por aquí, pues son árboles muy característicos que, efectivamente, forman bosques muy abiertos en lugares continentales y secos.

Sabinar en la sierra de Javalambre (Teruel). Porte de una sabina albar (Juniperus thurifera)

Teniendo en cuenta la distribución mundial del género Juniperus (fundamentalmente en el hemisferio norte), y dentro de ésta, las zonas donde puede haber dominancia de estos árboles, obtenemos este segundo mapa. De nuevo es una zona bastante amplia.

Por último, examinemos el cuarto plano. Puede que aparentemente no aporte mucho más, pero con un poco de atención vemos que la planta en primer plano abajo a la izquierda es un raquítico pero inconfundible cactus. Con esto obtenemos un tercer mapa, el de la distribución de las cactáceas.

Ninguno de estos datos era de por sí lo bastante informativo, pero de la intersección de los tres mapas…

Obtenemos la respuesta. Esta localización debe estar situada en el suroeste de Estados Unidos o norte de México. Vale que tampoco es un prodigio de precisión, pero oye, es lo que hay.

La película es “No country for old men“, y si nos quedamos hasta el final, en los rótulos de crédito se nos confirma que esa escena está rodada en Marfa, Texas, coincidiendo con lo que podríamos haber deducido.

About these ads

Publicado el 9 abril 2008 en Ciencia y naturaleza, Cine. Añade a favoritos el enlace permanente. 17 comentarios.

  1. Y luego me llaman friki *a mí* XDDD

    Ah, y en cuanto a lo de la Palma del viajero… lo hizo un mago.

  2. Yo siempre pensé que estas las rodaban en Almería

  3. Joer…lo que aprende uno.

  4. Muy interesante. Hay quien obtendría más información extra por el análisis de las rocas. Lo diho, muy interesante. Espero que hagas más.

    Saludos.

  5. Será por eso que ignorancia y felicidad suelen ir muy bien de la mano. No digo que sea ley, empero.

  6. Che, ustedes nunca trabajan, que tienen tiempo para estas huevadas??

  7. porque no hay distribucion mundial pero de langostinos tranto de agua dulce como salada tengo dias buscando y no encuentro nada…. si sabe de alguna direccion donde lo pueda encontrar pasenla porfa….esta muy bien su pagina felicidades

  8. el q se la mete a todas las mujeres

    jajaja voy a dejar este comentario para q tyler-pepe no acabe cnmigo jajaja q mierdas las q ponen en este blog o lo q sea esta mierda jajajajaja

  9. Buah! no solo la geobotánica…, En Troya cuando Héctor entra en su ciudad junto a su hermano y la bella Helena se ve un pastor con un rebaño de LLamas del altiplano andino…, O_o, una de dos o en turquia hay ahora llamas o se rodó en el Perú…

  10. La suposición está bien, pero no siempre sirve en realidad. Ese cactus es una Cylindropuntia, efectivamente Americano, pero hoy hay varias especies de Cylindropuntia naturalizadas en montones de sitios, incluida España y medio planeta más.

  11. Vamos, que eso es por lo menos el cerro de la Ermita de la Cabeza en Toledo sin ninguna duda dudosa, la geobotánica nunca miente!

    Lo que pasa es que los Cohen mintieron para que no les molestaran los cienes y cienes de fanes que tenía el prota español, que ya se conocía la zona por haber llevado antes a alguna novia, o haber hecho una acampada con los de la mili, o algo de eso…

  12. Claro, tienes razón, esa posibilidad no está contemplada, pero mira, al menos en esta ocasión, funcionó.

  13. Yo creo que no se puede mencionar la distribución botanica y las peliculas del Oeste, sin hablar un poco del clasico secundario botanico de la pelis de vaqueros.
    Una planta que nada mas verla ya se sabe que se está viendo una pelii de este estilo.

    Se suele utilizar para dar sensacion de aridez, para hacer saber que se está en sitio inhóspito a veces abandonado.
    A pesar de ser el eterno secundario, muchas veces chupa primer plano, porque hace muy bien su papel.
    La planta rodadora.
    Y sin embargo en tiempos de vaqueros, esa planta no existia en en America, es europea.
    Hoy en dia ya existe en America, por ser introducida, Pero no sé si valdria para saber si una peli rodada en los 50 se hizo en America o Almeria(o por lo menos en Europa), por ejemplo.

  1. Pingback: meneame.net

  2. Pingback: Che, el bandolero « Diario de un copépodo

  3. Pingback: El planeta de los simios: por qué se debe llevar a un biólogo en la tripulación « Diario de un copépodo

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.039 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: