La especie de la semana: Rhacophorus helenae, con comentario crítico sobre las especies crípticas


Es lunes y tenemos especie nueva. ¿Qué será, será? Alegría, alboroto, perrito piloto, redoble de tambores….

Rh

Rhacophorus helenae sp. nov.

Pues sí, una preciosa rana voladora vietnamita. Más maja que las pesetas, ahí, toda tan pancha. Las llamadas ranas voladoras del género Rhacophorus se llaman así porque al parecer se tiran desde las alturas con las palmas abiertas, de forma que las membranas interdigitales se encargan de realizar una, supongo, dudosa labor planeadora. Siempre me acuerdo de que Wallace (que está de aniversario en 2013) descubrió durante sus viajes por el archipiélago indomalayo una de estas ranas que aún hoy se sigue apodando “rana de Wallace” (R. nigropalmatus), así que ¡razón de más para acordarnos de ella durante toda la semana!

Cosas importantes de esta rana: la acabamos de conocer, no hace ni unos meses que ha sido “presentada en sociedad” y ya está en peligro de extinción. Tan sólo se conoce su existencia en dos localidades boscosas próximas a Ciudad Ho chi Minh y a un tiro de piedra de un paisaje fuertemente antropizado y en vías de deforestación. Severo recordatorio de que las amenazas a la biodiversidad pueden ser tan acuciantes que las especies desaparezcan antes de ser descubiertas.

Y una cosa más. Existen como 80 especies conocidas de ranas voladoras asiáticas; debe haber un buen berenjenal ahí montado. Es el típico contexto en el que se espera que haya especies crípticas, es decir, especies que son tales por cumplir determinados criterios pero que son morfológicamente indistinguibles. Es entonces cuando llega salvadora y triunfante la filogenia molecular y reconoce distintos linajes aislados, se publica como un nuevo caso de complejo críptico y blablabla y todos tan felices. No, no, no ¡NO! Así no se hacen las cosas. Casi con seguridad se esá abusando del recurso de las especies crípticas como una solución muy fácil.

Las especies crípticas hay que testarlas como cualquier otra hipótesis de trabajo. Muchas veces se publican descubrimientos de supuestas nuevas especies crípticas, insondables e indetectables sin un laboratorio de biología molecular con su ultrasecuenciador de 125.000 dólares, cuando nadie se ha molestado en comprobar si realmente, son morfológicamente indistinguibles. Dar por crípticas especies que no lo son es una chapuza. La mayor parte de las veces el nuevo descubrimiento quedará fuera del alcance de muchos profesionales “de campo”, aparte del resto de la sociedad, y a menudo las nuevas especies ni siquiera reciben nombre, perdiéndose en el limbo sin ser reconocidas en ningún listado oficial o base de datos taxonómica.

¡Mal! ¡No hay que dar nada por supuesto!, ni siquiera la indistinguibilidad de las ranas voladoras porque, amigos, esta pedazo de rana es perfectamente distinguible a simple vista, por morfología de toda la vida. De entre todas las ranas voladoras es la más grande y es la única de las de gran tamaño que tiene el dorso verde, sin manchas, y el vientre blanco. Así de simple. Resulta que cerca de la ciudad más populosa de Vietnam había una rana voladora sin describir, abierta de patas a la espera de que un herpetólogo la mirase con detenimiento. ¡Ni Illumina ni gaitas!, ¡primero hay que mirar a los organismos y estudiarlos bien y luego ya veremos! Los autores, aunque no se esmeran mucho, también hacen una comparación de distancias genéticas entre el ARNr de la nueva rana y la de su prima más próxima, porque cuatro ojos ven más que dos y siempre hay que emplear tantas fuentes de información como se pueda y necesite. Así sí. Bastante problemáticas son ya las especies crípticas de por sí como para engordar esta categoría con taxones que no lo merecen, cuyo único pecado ha sido no recibir una reevaluación morfológica debida.

Referencia

Agradecimiento especial a Jorge Mederos, que enlazó un artículo en Mongabay en el que contaban el descubrimiento de la rana.

Post sobre Wallace en la edad dorada (e ingenua) de Diario de un copépodo

Wallace, la película, en LEET MI Explain

About these ads

Publicado el 14 enero 2013 en Ciencia y naturaleza. Añade a favoritos el enlace permanente. 5 comentarios.

  1. ¿Las diferencias entre ésta rana y sus congéneres las has encontrado tu?? o loo has visto en otro lado? no me digas que te vas a hacer un craker de las ranas?? con esa secuenciadora tan chachichuli a tu alcance… yo me lo pensaría.
    El problema de las criptoespecies es que hoy día sólo se piensa en publicar, y mucha gente secuencia, les sale algo difetente y ale! ya tienes un artículo! para que hacer un complejo estudio taxonómico? eso si, lo que no vale es hacer un estudio taxonómico sin su apartado molecular.

  2. No hombre no, ¿cómo voy a poder decir yo nada sobre ranas vietnamitas? Las diferencias morfológicas entre esta rana y sus congéneres están explicadas en la discusión del artículo original (enlazado al final del post). Tu diagnóstico puede estar en lo cierto. Lo que está claro es que hay que emplear cuantas más fuentes de información mejor.

  3. De esto quería yo preguntarte cosas… pero si te digo Reino Fungi a lo mejor te desmayas? Y la cosa va por los derroteros de nomenclatura… Respecto a especies crípticas, sí, ahora están saliendo bastantes… yo pienso que la importancia en algunos casos podría ser cuestionable, porque suelen ser menos virulentas que sus “counterparts” (por decir algo) sensu stricto.

  4. Biónica Habla que escucho

    Pero bueno!! El comentario anterior es mío, cómo es que no sale con mi nombre?¿?

  5. Siempre me amenazas con esa pregunta fúngica, pero nunca me la haces. No te digo ná y te lo digo tó :-P

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.870 seguidores

%d personas les gusta esto: