La nevada, sin más

BCnPb3mCUAAXz06

Parte 1. Viernes 8 de febrero, 22:45

Una de las cosas que más temía de venirme a Connecticut era el invierno. Hasta ahora siempre había disfrutado de visitas otoñales, con todo el encanto cromático de los bosques de Nueva Inglaterra listos para disfrutar. El invierno quedaba en los mitos y leyendas que me contaba un doctorando panameño y buen amigo que sufría como pocos el aislamiento del “rincón tranquilo de Connectituc” combinado con el azote de los rigores invernales. Como uno se lo venía venir, me pertreché (o me pertrecharon) de buen abrigo, botas, calcetines, ropa interior térmica, guantes, la bufanda que Marple me regaló el año pasado (y que no usé en Madrid) y el gorrito tipo aviador (que tampoco pude usar en la meseta carpetovetónica durante el templado invierno pasado). Y de esta guisa vengo disfrazándome más o menos desde finales de noviembre. Poco importa que cierta fauna autóctona se pasee por el campus sospechosamente ligera de abrigo. Ande yo caliente…

La primera nevada cayó a finales de octubre, creo. El autobús se retrasó una hora. Alguna más ha caído y me dieron la oportunidad de experimentar sensaciones nuevas, como la de mancillar con mis pisadas la nieve absolutamente virgen con la que se me recompensaba por ser el más madrugador de mi calle. La nieve es bonita, da luminosidad al invierno y tal, pero una vez que deja de estar esponjosa y liviana y se vuelve sucia y resbaladiza ya sobra. Haber llegado a esta conclusión me hacía pensar que a estas alturas ya tenía despachado todo lo que la nieve podía ofrecerme, pero ¡no! Aún me faltaba conocer cómo era una nevasca. Desde hace unos días sabíamos que hoy viernes comenzaría una fuerte nevasca, tormenta de nieve, o ventisca de nieve (palabros que hasta hace un rato nunca había usado); lo que aquí llaman blizzard y que pese a tener nombre de quitamanchas es una nevada del copón, con fuertes vientos e incluso con aparato eléctrico. Le pusieron nombre y todo, como a los huracanes: Nemo.

Como aquí todo es superlativo y no hay lugar para las medias tintas, hasta cuando hablan del tiempo lo hacen sin medida, y en el fondo me gusta porque explican  con bastante profundidad los porqués de la meteorología. ¡Los tíos frikis de Accuweather y Weather.com se tiran hablando largo y tendido sobre los distintos modelos predictivos, en qué son mejores unos respecto a otros y detalles por el estilo! De verdad que lo hacen bastante interesante; no se limitan a dar una previsión, te explican por qué y qué factores pueden influir en el desarrollo de un fenómeno atmosférico. Pero al grano: resulta que se ha juntado la convergencia de dos borrascas bastante profundas que vienen de los Grandes Lagos y de la costa atlántica respectivamente, con una masa de aire frío estacionada en Canadá. Esto provocaría lluvias intensas en la costa y nevadas prolongadas en el interior de Nueva Inglaterra y, a partir del mediodía, nevadas muy intensas y continuadas, fuertes vientos, etc, que se prolongarán durante toda la noche. Los distintos canales meteorológicos hacen incluso unos mapas estimando cuánta nieve va a caer en cada zona, y aquí en el noreste del estado estamos en todo el mogollón.

nemo

Hasta el momento en el que escribo esto, la previsión se ha cumplido al milímetro, igual que cuando el huracán Sandy. De entrada el sistema de mensajes de alerta por SMS de la universidad ya nos dijo ayer por la tarde que no nos molestáramos en intentar ir al campus el viernes. Yo, que soy muy obediente, y sobre todo, que dependo de una línea de autobús muy sensible al mal tiempo, me he desayunado mi bagel a la plancha con sirope de arce y una taza de café mirando cómo nevaba plácidamente por la ventana. Y tan a gusto. Así se ha tirado todo el día hasta que por la tarde, como quien no quiere la cosa, se ha puesto a nevar como si no hubiese un mañana. La gente, como loca, saliendo a despejar con la pala las aceras (se ve que no hay que en estos casos no hay que esperar mucho, no vaya a ser que se endurezca la nieve del fondo) y las quitanieves a pleno rendimiento.

Estas tormentas son relativamente frecuentes por aquí. Recuerdo a los que no lo sepan que no es que esté a una latitud muy alta (más o menos la de Barcelona), pero como aquí no nos llega la benéfica Corriente del Golfo y sus cálidas aguas, sino que más bien sufrimos los coletazos de la gélida corriente del Labrador, las temperaturas invernales suelen ser más frías. Es pronto para decir cómo de terrible está siendo la tormenta. Si tuviese que fiarme de lo que dicen en las noticias, va a ser histórica, pero aquí les pasa como en España, que son bastante dados a exagerar. La tormenta de referencia es la de 1978. Todos los que estaban vivos la recuerdan y los que no han oído hablar de ella; he hecho la prueba y os confirmo que es cierto. Ocurrió también por estas fechas y en unas condiciones similares a las de hoy (convergencia de dos borrascas con una masa de aire frío), y quizá por eso están todos un poco alterados. En aquella ocasión, sabían que iba a nevar, pero no esperaban tanta cantidad. Cuando se vio que la cosa se ponía difícil, las oficinas de Hartford dieron permiso a sus empleados para irse antes a casa… todos a la vez. Se formaron unos atascos monumentales y entonces se desató la tormenta. La gente tuvo que abandonar los coches y salvarse como pudo (hubo varios muertos). ¡Abandonar el coche! ¡En Estados Unidos! ¡Noooooooooo! ¡Qué espeluznancia! Los pueblos se quedaron desabastecidos durante días, y cuando llegaron las mercancías a los supermercados, ¡la gente iba andando porque aún no se podía circular! ¡Andando! ¡Al mercado! ¡Llevando las bolsas en la mano! Puede parecer que estoy de coña, pero no es así. Este tipo de detalles dramáticos los cuentan en un documental sobre esa nevada. No os lo enlazo porque es muy malo, pero pongo algunas fotos.

1225_blizzard-of-1978-630x421

mortgage-rates5

Imágenes de los coches abandonados tras la tormenta de 1978

En definitiva: que la oficina internacional de la universidad volvió a mandarnos un email informativo para que nos preparáramos, igual que en el caso del huracán: hacer acopio de agua y comida, conseguir una linterna, cargar la batería del kindle (esto es una adición mía) y prepararse para posibles cortes de suministro eléctrico.

Y de momento así ando. Son las 22:45 del viernes y ya han caído 40 centímetros de nieve.

r600x6001

r600x600

Estas fotos son desde la puerta de casa. No me he atrevido a aventurarme más, de momento.

——

Parte 2. Sábado 9 de febrero, 13:00

La nieve y el viento han seguido durante toda la noche. Al despertarme seguía cayendo con intensidad. De nuevo, desayuno como un señor y uso la escoba (ayer me bastó el paraguas) para comprobar que han caído más de 70 cm de nieve.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA  20130209_125944

Vistas de la ventana de la cocina, cuando llegué en octubre y hoy, con un sofisticado sistema para medir la profundidad de la nieve

OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Vistas de la ventana del salón, en el idílico otoño y tras la nevada

¡La madre que le parió al Nemo! La gente no es que despeje las aceras, es que hace trincheras para poder ir de un sitio a otro. Tras más de 30 horas ininterrumpidas nevando, la cosa ha empezado a relajarse y no sin recelo me he decidido a abrigarme y a salir de casa. Se supone que en mi alquiler está incluido el servicio de quitanieves, pero no parece que tengan mucha prisa. Como buenamente he podido he salido de casa, tanteando inútilmente los escalones, con la nieve por la cintura.

20130209_115239

Desaguisado para poder salir de casa. Casi me descalabro

Y como prometí ayer a propios y extraños, me he dado un paseo para hacer unas cuantas fotos. Pinchar para ampliar, y que nos sea leve.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA 20130209_115030 20130209_115007 20130209_113643 20130209_113604 20130209_113546 20130209_113533 20130209_112856 20130209_112820

Publicado el 9 febrero 2013 en Cosas que pasan. Añade a favoritos el enlace permanente. 25 comentarios.

  1. Apocalípticas fotos.

    He leído por ahí que las administraciones se hacen cargo de quitar la nieve de las calzadas. Pero que las aceras (donde hay) que te zurzan. O las depejan los interesados o nada.

    Por cierto, no te imagino con calzoncillos marianos, je jeje.

  2. Dicen que de cada trozo de acera el responsable de limpiarlo es el que viva allí. Hay vecinos de todo tipo, unos despejan su trozo de acera y otros no. Hasta qué punto es civismo y hasta qué punto es mideo a que te empuren si alguien se parte la cabeza, no te sé decir. Desde luego hay partes de acera que nunca se despejan, bien porque no vive nadie, bien porque el que debe hacerlo no lo hace (pasa lo mismo con la hojarasca en otoño), pero sin duda, las calzadas tienen prioridad. Aquí ser peatón es algo que no se lleva.

    Mmmm, calzoncillos marianos, dicho así pierden mucho glamour, pero son muy calentitos, no sé qué haría sin ellos

  3. Ánimo colega, que aquí en las germanias, al menos en la parte que yo habito, en lo que llevamos de mes no hemos visto el sol mas que 4 horas contadas. Y los clampones son pertrecho obligado este invierno. No levantamos de los 0 o -3 grados por semanas. Tampoco para de nevar, no tan a lo bestia, pero no hay tregua, un día parece que ya escampa… que la nieve se ve derritiendo y conviertiendose en mierda y Zas!! a la mañana siguiente dos palmos de nieve. Las quitanieves a toda mecha, que no dan a vasto. Ayer el autobús que nos sube a la universidad tubo que poner la tracción hasta en el techo y falto un pelo que no nos tuvimos que bajar a empujar… pero los Germanos no paran, si hace falta se va al curro en trineo o esquiando, pero se va. Es cierto que aquí las distancias no son tan grandes pero yo creo que a estos germanos se la sopla…el viernes el autobús era adelantado por ciclistas a lomos de sus monturas que pisaban con sus ruedas la delgada linea helada que separa la vida de la muerte…

    En fin, pequeño invertebrado: Paciencia que la primavera llegará tarde o temprano…

  4. Lo de los crampones no lo tenía previsto, pero para la vida peatonal no sería mala idea. Tengo que decir que no está siendo tan malo como creía (me refiero al invierno en general). Si vas bien abrigado no pasas frío, y bueno, sí que es una pena no poder hacer muchas cosas al aire libre, pero no es tan dramático, aunque mejor me callo que falta todavía mucho invierno por delante. Mucho ánimo a ti también, y a ver si pasa pronto.

  5. James Heiden

    Gran artículo, sobre todo porque me encanta la nieve…aunque ni cuando vivía en Polonia vivimos algo así…

    La semana pasada aquí, en la Pequeña Manzana (Manhattan, Kansas) el martes creo recordar, hizo 16C. Había gente en shorts y camisetas de asas a las 11 de la noche. El miércoles a las 5 de la tarde estábamos a -14C (creo que contando con el viento). Ese calorcillo exagerado en enero me lo tomé como la calma antes de la tormenta.

    Suerte y a almacenar latas y carbón por si acaso! ;)

  6. Mejor que crampones, raquetas.

  7. Srta. Rottenmeier

    Me parece que compartes el servicio de quitanieves con la biblioteca de Willimantic. ¡Gracias por la foto!

  8. Me has plagiado un poco ;P

    Te pedido fotos de nieve y parece que te he mandado una maldicion. Por aqui tambien llegan las noticias de Nemo y me he acordado de ti. Parece que la han palmado 10 personas, pero veo tu das señales de vida.

    Hace tiempo mire las raquetas y eran un pasta. Curiosamente, tiene un mecanismo para subir y bajar cuestas. Al bajar, no se despega la raqueta del talon.

    Si hay tramos de hielo con las raqueta te vas a matar, para eso son mejor los crampones cadenas.

    HAce ya muchos años vi cadenas para los zapatos. Se podian hacer caseros.
    Con una cadena estilo la del water, pero mas fuerte y unas gomas.
    Las pones en forma de ocho debajo de la suela y con una gomas la sujetas al zapato por delante y detras.

    Una solucion de baja tecnologia, es meterte chinas de la grava del asfalto. Esas que accidente se meten los surcos de la suela y molestan. Si las metes a proposito serviran para que se claven en el hielo.

    Por cierto, las nieve tiene sus ventajas, a veces es mejor nevando bajo cero, que lloviendo un poco sobre cero.

    Con nieve el aire es más seco y se aguanta mejor el frio. No te mojas tanto y tiene un efecto aislante para las temperaturas bajo cero.

    En los cultivos protege de las heladas y empapa mejor la tierra aunque en algunos sitios ya les sobra el agua.

    Te voy a buscar un manual para hacer iglues.

  9. James: menudo tiempo loco tenéis por allí. Aquí la cosa se ha llegado a poner a -18ºC algunos días, pero no mucho más.

    Srta Rottenmeier: ah, qué bien que te haya gustado. No te creas que la biblioteca se quedará así mucho tiempo, lo que pasa es que los comerciantes de la calle principal se habían cuidado mucho de abrirse un pasillito a su tienda antes que nadie.

    Jmongil: las raquetas estarían bien para el primer día o para irse a dar un tripazo al bosque, pero para andar por las calles, casi mejor los crampones. Lo peor es el hielo y la nieve dura que se queda durante días.

    Pipistrellum: ¿Cómo que te he plagiado? Menuda insinuación más atrevida. Las fotos y los textos son míos, ¿o no? Varios me habíais pedido fotos de nieve, pero evidentemente si caen 70 cm en 30 horas, no es un acontecimiento que fuese a quedarme sin retratar, ¿no? Muy chulos los vídeos de iglús, pero como me ponga a hacer uno no sé qué iban a pensar los vecinos.

  10. Lo decia por lo que te comente de que en USA para la misma latitud hace mas frio. Espero no haberte molestado, era un broma :P

    Por guipuzcoa en enero se ha batido el record de lluvia, creo que desde que se tiene registro. 500 litros en todo el mes o por ahi.
    Además, no llueve de la forma normal. Hay mucho granizo y chaparrones repentinos, con muchas horas sin lluvia que incluso se seca el suelo. Normalmente la lluvia suele ser mas moderada y continua. Por lo menos ha salido el Sol bastante para la epoca entre chaparrones y la nubes no oscurecen el cielo.

    Mucho peor fue creo que julio del año pasado. Cuando no llovia mucho, llovia poco y casi no habia momentos sin lluvia. El cielo estaba superoscuro, hasta el punto que me agobiaba y casi nunca salia del todo. Se batio el record de lluvia en 130 años en ese mes.

    Serán indicadores del cambio climatico?

    Si te dicen algo los vecinos, les dices que es costumbre española, XD.

    Si hay niños seguro que le encanta, pero como les pase algo, miedo me da el pais de las demandas…

  11. Por cierto, no se si conocias la carretera japonesa con 15 metros de nieve a los lados.

    http://www.kirainet.com/15-metros-de-nieve/

    http://genjutsu.es/2011/01/14/tateyama-kurobe-la-ruta-alpina/

  12. ¡Vaya la que os ha caído! No recuerod quién era que decía que las nevadas son como los gobiernos del PSOE: al principio hacen ilusión, pero si duran demasiado colpasan el país. Bromas aparte, realmente me intriga una cosa: hay fotos en las que se ve que ya ha pasado la quitanieves y aún así queda una capa de nieve y hielo, como una costra, que imagino que con el fresquito de la noche debe resbalar cosa fina. ¿De verdad circulan por ahí? ¿No se van metiendo trompazos con los coches? ¿Usan cadenas/ruedas especiales? ¿Como c### se arranca a un coche a -20ºC?

    Vaya, parece que más que una duda me ha salido un cuestionario entero…

    Bueno, disfruta de la nieve mientras sea un manto blanco ny no un charco marrón!!

    PD: ¿Qué tal las panorámicas? ¿Te arreglaste con el programa ese?

  13. Biónica Habla que escucho

    La verdad es que yo cuando pienso en nieve siempre me viene a la cabeza el barrizal gris marronáceo que se forma cuando se funde. Y la neblina que hace que el horizonte parezca estar a dos centímetros de la tocha.

    No me gusta nada la nieve, y eso que tampoco la he vivido tantísimo (soy costera xD)

  14. ¡Al fin le sacas provecho a la bufanda! ¡Y por todo lo alto! Fotos alucinantes, y material que recordar cuando la gente por aquí (por las Españas) se queja a todas horas del “frío terrible” que hace. Está claro que nos quejamos de vicio…

  15. En el País Vasco llevamos ya tres temporales en lo que vamos de año: uno de ellos con ciclogénesis explosiva con vientos de más de 120 km/h; lluvias y granizo de más de 80 l/m2 en 12 horas, nieve por encima de los 500 m, olas de más de 7 metros en la costa. No es que sea raro este tiempo en sí, lo que es raro es que estos fuertes temporales vayan tan seguidos, sin apenas tregua entre uno y otro. El pasado verano fue uno de los más secos de los últimos 30 años, y éste parece que será el invierno más húmedo.
    Mi pueblo Alonsotegi es como un embudo, un valle estrecho que canaliza todas las aguas hasta el centro urbano. Gracias a lo que comenté en mi blog http://wp.me/p2VkRq-3U los daños provocados por estos episodios cada vez son menores, se ha desbordado el río, pero mucho menos de lo que era habitual. Animo! ya falta menos para la primavera…

  16. Es el momento de volver a recordar el manual de supervivencia en la nieve de los marines aspañoles

    ¿Quien dijo que era una perdida de tiempo? ¿eh? ¿quien rie ahora? ja ja ja jaaa

  17. Hum, !el enlace ha desaparecido bajo un manto blanco!… pues sí que nieva fuerte por ahí

  18. La verdad es que mola y acojona a partes iguales. Al menos no se les fue la luz y seguiste teniendo calefacción, ¿no?

    ¡Abríguese! Salud y saludos.

  19. Pues ya que has sacado este tema, me gustaría preguntaros a los de la mitad norte de España (incluyendo Madrid) que qué tal lleváis aquí los inviernos, y entenderás porque lo pregunto: aquí, al menos en el sur, los inviernos se hacen particularmente duros debido a la poca costumbre que tenemos de pasar frío. ¿Es tontería lo que digo? Lo reformularé de otra forma: conozco a estudiantes erasmus venidos del norte de Europa que aseguran que nunca han pasado tanto frío como en España, y para ser concretos, hablo de Málaga y de Valencia. Por la sencilla razón de que aquí los edificios no están preparados, y para colmo no suelen tener calefacción, al menos en la costa. Precisamente en Málaga he pasado algunos de los inviernos más coñazos que recuerdo, tirando de mantas y capas dobles de ropa, teniendo siempre frío en los pies y en las manos, etc, y todo por que las casas suelen tener ventanas de aluminio de un solo vidrio para las que el concepto ‘estanqueidad’ es algo de ciencia ficción.
    Por el contrario, el año que me tiré en Dinamarca todo lo contrario: casi siempre en manga corta aun con la calefacción puesta al mínimo. El servicio quitanieves funcionaba puntual (incluía aceras), y jamás percibí ni un mísero retraso en los autobuses, aún en el día de estreno de la temporada de nieve, cuando se acumuló facilmente medio metro. Nada de ‘blizzards’ allí, eso sí, el clima fue nunca especialmente violento, pero como dices, es muy bucólico y encantador al principio ver todo nevado, pero cuando esa masa se convierte en esa cosa empantanada y sucia… puajjj, que asco…

  20. Yo soy de Madrid y vivo en Sevilla y te aseguro que echo de menos los inviernos de Madrid.
    Primero por las calefacciones, segundo por la humedad y tercero por que aquí nada esta pensado para que llueva y estoy hasta las narices de charcos como lagos que se montan en tres gotas

  21. Canarina canariensis

    Qué recuerdos!!! Yo la viví en Amherst, y fue brutal!!! Siendo canaria, para mí esa nevada fue toda una experiencia y todas las que acompañaron hasta mediados de abril también, jamás pensé que me cansaría de esa cosa esponjosa y blanca. Desde luego este invierno además de echar de menos a todas las personas y vivencias de la estancia, también he notado la ausencia de la nieve y el Mapple Syrup!! ;)

  1. Pingback: @brucknerite está #leyendo… 11 febrero, 2013 : brucknerite

  2. Pingback: Octavo aniversario de Diario de un copépodo | Diario de un copépodo

  3. Pingback: Cuatro cosas que España puede aprender de Estados Unidos | Diario de un copépodo

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.035 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: