Argumentos ad hominem y cambio climático

No deja de ser curioso cómo, de repente, el fenómeno del cambio climático ha pasado a estar irremediablemente unido a la figura de Al Gore. Sin duda esto tiene su origen en el documental que tuvimos ocasión de ver en los cines y que ha catapultado su relevancia más aún que cuando fue candidato a presidir los EEUU. “Una verdad incómoda”, como ya dije en su momento, es un documental que está muy bien, que tiene un valor didáctico muy notable y que personalmente sí que me aportó alguna que otra reflexión interesante, pero que no ofrece ninguna novedad para cualquiera que esté más o menos informado sobre el asunto. Desde luego Al Gore no es un científico y lo que tiene que ofrecer por la causa es su influencia y su oratoria (que no está mal). El político estadounidense se reafirmaba una y otra vez en que el cambio climático es un asunto moral. En esta afirmación lo que veo es el espíritu de vendedor de motos de quien la realiza, y concretamente motos que se van a vender en Estados Unidos; le añades a algo la etiqueta de “moral” y, oye, se vende como rosquillas. Bueno, pues yo creo que principalmente el cambio climático, al ser un fenómeno cuyas consecuencias aún están en estudio debe ser principalmente un asunto científico. Dejo un par de referencias de interés sacadas del blogoplancton: el megapost de cambio climático de Tecnología Obsoleta y una interesantísima reflexión-investigación desde GOLEM blog sobre los supuestos científicos que niegan de plano un calentamiento global antrópico. El problema llega cuando intentas que el pueblo llano se implique en un asunto que es científico (afirmando, por ejemplo, que en realidad es moral), y acaba convirtiéndose en un asunto político, y aquí ya sí que la hemos liado. Por ejemplo, en España la “izquierda” (quiero decir, el PSOE) ha asumido que deben estar “a favor” de que haya un peligroso cambio climático que nos amenaza, mientras que la derecha, si bien no ha podido ubicarse descaradamente en contra (porque le resultó políticamente incorrecto -el asunto del primo-), sí que tiene una tendencia mucho más… escéptica. Nótese por ejemplo que ciertas editoriales de corte “liberal” (del tipo de las que publican sobre las mentiras del 11-M y de cómo la Guerra Civil la empezaron los rojos en el 34), hacen su agosto con supuestas joyas del pensamiento escéptico que desbaratan las giliprogres ideas sobre la conservación medioambiental. Esto en el fondo da un poco igual, porque como en este país todo lo político se acaba viviendo como si fuese un partido de fútbol, el contenido científico de las ideas acaba siendo lo de menos y cada uno se apunta al equipo que le representa y defiende hasta la muerte a Al Gore o difunde el documental de Telemadrid según le corresponda. Es lo que tiene convertir los asuntos científicos en políticos, como decía.

Evidentemente la adscripción a uno u otro bando (en un contexto en el que no debería existir bando alguno, por la cuenta que nos trae) es tan hipócrita como cuando toca defender la inmortalidad de las amebas o las reformas educativas: se miran los colores y no el contenido, y ahí tenemos al eco-PSOE que en cuanto nos descuidamos usa la mano que han estrechado a Al Gore para bendecir el proyecto Gran Scala del que ya he hablado largo y tendido.

Todo esto viene a colación de que estoy harto de que cada vez que se diga algo del cambio climático se nombre a Al Gore. Que este señor se haya unido a la causa me parece muy bien, pero resulta ridículo que la investigación de décadas sobre este asunto se condense en una sola persona. Por si fuera poco ahora parece que este tío le cae gordo a todo el mundo. Le conceden el Nobel de la paz e inmediatamente todos dicen que es un premio que está devaluado, y además no paran de salir artículos sobre lo poco que recicla, lo mucho que gasta y lo caro que sale invitarle a tomar unas cañas. Lo grave del asunto es que estas flaquezas se acaban contagiando a todo lo que tenga que ver con el cambio climático: Al Gore dice X, Al Gore es un impresentable, ergo X es falso ¿Os suena? El médico te dice que no fumes porque es malo, al días siguiente le ves fumando en el bar e inmediatamente deduces que fumar no es perjudicial.

Bien, pues este tipo de razonamientos son intrínsecamente falaces y hay que aprender a detectarlos. En concreto estaríamos ante lo que se llama un argumentum ad hominem (que mola soltar algún latinajo de vez en cuando) y viene a decir que las ideas deben valorarse por ellas mismas y no por quién las formula. Es cierto que sería mucho mejor si Al Gore predicara con el ejemplo, pero en ningún caso lo que él haga puede poner en tela de juicio un fenómeno que, recordemos, debe ser evaluado mediante pruebas científicas, que siguen su propio método y se ratifican o refutan mediante un proceso de observación, reflexión, experimentación y deducción que se publica en medios científicos previa revisión por varios jueces imparciales, independientes y capacitados.

Así que un poquito de por favor.

Ya que estamos con el asunto de las falacias lógicas quiero recomendar un ejercicio insospechadamente productivo. Os animo a repasar una lista de algunas de las más conocidas (aquí o aquí, por ejemplo) y seguidamente leed la sección nacional de un periódico cualquiera o prestad más atención de la habitual al telediario de la noche. ¡Tachaaaaaaaan!

Anuncios

21 thoughts on “Argumentos ad hominem y cambio climático

  1. Milgrom 19 diciembre 2007 / 14:14

    Pues le voy a tener que dar la razón en casi todo. No soy científico y desconozco realmente las causas, los desencadenantes y las consecuencias, como también desconozco si existe o no el Cambio Climático, más que nada porque no me he documentado sobre el tema lo suficiente y porque lo poco que he leído me ha parecido contradictorio. Pero la actitud que se ha de tener ante el tema es la que describes en el artículo. No estoy de acuerdo con la figura de Al Gore en un 99%, pero coño eso no quita que si lo que dice es cierto darle la razón. El problema que podemos encontrar en libertad digital o medios anticambio climático es desacreditar a Al Gore por lo que hace en su vida privada. Tal vez sea un hipoócrita, pero coño, desmontame sus argumentos mediante datos científicos o empíricos que no den lugar a la duda. Por mucho que le insultes no dejará de tener razón.

  2. ceprio 19 diciembre 2007 / 19:03

    A mí me está pasando algo curioso: por culpa de que se haya politizado, frivolizado e incomprendido el tema del cambio climático, me he vuelto alérgico. Cada vez que en la tele empiezan a hablar cambio de canal me da igual que sea para sacar a ZP dandole la mano a Al Gore, o para enseñarnos imágenes de ositos polares que se extinguen irremediablemente… es una pena, igual tendría que ir al médico xD

  3. Rafa 19 diciembre 2007 / 19:53

    Pues vamos apañados como los estudiantes de biología como tú estén alérgicos ya… :-/

  4. Srta Rottenmeier 19 diciembre 2007 / 21:25

    Tu post me ha hecho recordar algo que leí hace poco, también relacionando el cambio climático antrópico con otro clásico filosófico. G. Pretor-Pinney, en la Guía del observador de nubes, dice que en estas discusiones entre políticos y científicos sobre el papel del hombre no puede evitar pensar en el razonamiento de Blaise Pascal sobre la existencia de Dios (p. 281).
    “No podemos estar seguros de si Dios existe o no, argumenta Pascal, de modo que deberíamos considerar nuestra fe en su existencia como una apuesta, increíblemente alta. Si creemos que existe y, al morirnos, resulta que es así, ¡bravo! Vamos al cielo. Si negamos su existencia, sólo para acabar descubriendo que al fin y al cabo sí que existe, nos enfrentamos a la condenación eterna. Por supuesto, si en realidad no hay Dios, no cambia nada en ningún caso, de manera que seguramente, expone Pascal, cualquier persona consciente se inclinaría por una vida religiosa.
    Lo mismo puede afirmarse con respecto al calentamiento global. Aunque las apuestas se limitan a asuntos terrenales, y no al más allá, son igualmente trascendentales. El gran misterio es nuestra responsabilidad en el hecho de que el planeta se caliente. Pero las severas implicaciones de que lo haga (…) significan que la única apuesta sensata es asumir que somos culpables y cambiar nuestro comportamiento de forma radical.

    Un poco más sobre la apuesta de Pascal

  5. Pi 20 diciembre 2007 / 9:36

    A mi me gusto el documental, esta todo muy clarito y bien explicado… Bien es cierto que no nos dice nada nuevo, a nosotros, pero en USA si. En el tiempo que he pasado alli este año me he encontrado gente que nunca habia oido hablar de cambio climatico, o que en la universidad en la que yo estaba (de las mas prestigiosas en tema forestal a nivel mundial) habia profesores de climatologia (!!!!) que decian que no habia cambio climatico, o que el gobierno de Bush financia a los investigadores que intentan demostrar lo indemostrable (que no existe tal cambio)… Lo bueno de este documental es que abrio (un poquito) el debate y la mente de la sociedad americana…
    Eso si, en cuanto al Nobel, creo que merecian mencion los investigadores que han hecho los estudios en los que se basa Al Gore. El es muy buen comunicador, pero a veces se olvidan de los investigadores, cuyo trabajo ni esta tan bien recompensado ni es tan facil (creo que mi proxima tesis sera sobre el chamuscamiento de los becarios de investigacion durante la realizacion de una tesis doctoral… jejeje)

  6. eulez 20 diciembre 2007 / 9:42

    Sobre lo de la apuesta de Pascal esa, solo cabe decir que, con todos los respetos a Pascal, es una majadería, porque esta suponiendo que la única religión “correcta” es el cristianismo ¿y si resulta que Dios es musulman o judio? Entonces al infierno también aunque hayas sido un gran cristiano!

    En realidad este es uno de esos razonamientos de los que se habla en este post, totalmente equivocados. En este caso por una hipótesis “escondida” que se da por verdadera. Sobre lo de Al Gore, pues totalmente de acuerdo, pero no entiendo mucho porque todo el mundo le tiene tanta manía. Hay mucho político por ahí que no hace nada por nadie y no se le tiene tanto asco. Este hombre por lo menos lo intenta.

    En mi blog lo he repetido cien mil veces: el documental y el mensaje de Al Gore está dirigido a los norteamericanos. Su forma de vida es diferente de la nuestra, su derroche energético es desproporcionado y sus administraciones no se están comprometiéndose con el problema (parece que ahora empiezan a cambiar ¿gracias a que?). La labor de Al Gore es que está logrando introducir “una cosa de hippies” en la sociedad conservadora norteamericana. Eso tiene un mérito inmenso. Pero hay que verlo así. En cuanto a lo de que no hizo nada en su momento, es que era Vicepresidente. Aquellos que hayais visto la magnífica serie “El Ala Oeste de la Casa Blanca” sabreis que el vicepresidente pinta menos en la administración que la primera dama.

  7. Milgrom 20 diciembre 2007 / 11:53

    “Sobre lo de la apuesta de Pascal esa, solo cabe decir que, con todos los respetos a Pascal, es una majadería, porque esta suponiendo que la única religión “correcta” es el cristianismo ¿y si resulta que Dios es musulman o judio? Entonces al infierno también aunque hayas sido un gran cristiano!”

    Esa argumentación es falsa Eulez, todas las religiones no pasadas por el tamiz del fundamentalismo, postulan que aunque uno sea ateo o siga la religión que sea, siguiendo una vida justa y correcta, alcanzará el cielo. Al menos en la cristiana, la musulmana, la budista, o la judía es así…lo que importa en definitiva son los hechos que haces en la vida. Al menos yo lo he estudiado así, que luego se pervierta el mensaje es culpa del mensajero no del mensaje.

    Si yo te contara Pi lo que es hacer tesis de ciencias. Mi novia es bióloga y ha sufrido en sus carnes el martirio de ser becaria de investigación.

    Sobre Al Gore y el Cambio Climático: Claro que está pensado para los norteamericanos en principio, pero si sirve para abrirnos los ojos a todos. Lo que yo, y subrayo el yo, que no soy científico, no me atrevería a descalificar a los anticambio tan a la ligera, a no ser que sus razonamientos sean patrañas, pero si proceden de estudios científicos y siguiendo el método científico, como mínimo han de tener la misma validez que los que postulan que sí ¿no?

  8. uno6180 20 diciembre 2007 / 14:08

    Es cierto que, como lider autoproclamado del movimiento (también falaz) al-gore es objeto de muchos ad hominen contra la teoría del cambio climático. Sin embargo son muchos los razonamientos y los argumentos científicos que demuestran la gran falacia del calentamiento global. No de su existencia, evidente, sino de la responsabilidad del hombre en tal acontecimiento.

    El sol o el océano intervienen en el clima mas que nosotros, no aportamos ni un 0’001 % de todo el co2 de la tierra, y éste es el mas minoritario de los gases invernaderos. Y así podría decirte muchos, muchos argumentos científicos. Pero se ha creado un status quo. Los mass-media te hablan de acontecimientos climáticos como si de guerras se tratasen, como si antes no hubiese tsunamis o huracanes. Y si discrepas, eres un asesino del planeta, un egoísta sin sentido de la responsabilidad. No se puede discrepar. ¡cuanta gracia me hace!

    Pero claro, ahora resulta que no importa que el jefazo del iecc sea un empresario de toyota, no importa que se use el cambio climático como chantaje y herramienta de miedo, para seguir alienando a la sociedad, para frenar la industrialización de los países sub-desarrollados. PARA LO DE SIEMPRE.

    No estoy diciendo que llevemos un desarrollo sostenible, ni que vivíamos en equilibrio con el planeta que nos creo y nos acoge, pero nuestra vanidad, nuestra prepotencia, nos hace creer que somos “la creación perfecta de dios” los mas poderosos, los mas listos, capaces de cambiar el clima del planeta en unos pocos siglos. Me parto, me muero de la risa ante tal idea. Solo somos una especie mas. Nos creemos los mejores y solo somos el último mono.

    El clima de la tierra esta cambiando, porque siempre esta cambiando. Nosotros llevamos aqui unos suspiros, en la larga vida del planeta.

  9. Rafa 20 diciembre 2007 / 14:12

    No veo que esto tenga nada que ver con la apuesta de Pascal. La existencia de Dios u otros dioses es un asunto filosófico, nunca científico al no ser un conocimiento falsable. dicho sea de paso que me parece una apuesta bastante cobarde; lo realmente coherente (pienso) es que tu vida no cambie de planteamiento bajo el supuesto de la existencia de divinidades o su no existencia. Así es como uno podría llegar al Juicio Final con la cabeza bien alta, y no reconociendo que en el fondo se ha obrado por miedo al castigo. Bueno, pajas mentales que tiene uno.

    El asunto del cambio climático está ya absolutamente contaminado (juasjuas), el problema es que la contaminación no procede de la ciencia. En este momento se estudian más bien distintos escenarios que puede tener el calentamiento global antrópico, pero no se discute que este exista, y si alguien puede aportar referencias verdaderamente científicas (esto es, publicadas en revistas presentes en el JCR -Journal of Citation Reports-) que digan explícitamente que no hay indicios de que la actividad humana incremente el calentamiento global por emision de gases invernadero que lo haga. Muy posiblemente sea un fraude fácilmente demostrable como lo que cuenta Ángel en el enlace que he puesto a GOLEM blog, pero aún así estoy ansioso por conocerlas. Yo por lo que sé (no soy especialista en el tema pero sí conozco personalmente a investigadores que trabajan sobre cambios en el clima) la controversia “cambio climático sí/no” no existe como nos lo quiere hacer creer, digamos, el primo de Rajoy.

    Lo que quiero decir es que se hace pensar a la población que hay controversia científica donde no la hay, y el ciudadano medio (que no tiene por qué desconfiar de los científicos ni ser un climatólogo experto), va y opta por la calle de enmedio pretendiendo ser ecuánime. Es exactamente lo mismo que ocurre con lo del creacionismo: la ciencia aún investiga cómo tiene lugar exactamente la evolución (y desde 1859 y hasta ahora, dentro del paradigma darwinista con las modificaciones que corresponda), pero no se discute que la evolución de las especies es ya una evidencia equivalente al heliocentrismo del Sistema Solar. Los creacionistas hacen pensar que eso en realidad no está claro empleando argumentos que nada tienen de científico, y el bienpensado ciudadano medio dirá “bueno, pues que se le den iguales oportunidades hasta que se aclaren” y aquí llega la perversión del sistema: el triunfo de la desinformación y de la ignorancia.

    El empleo de argumentos ad hominem contra al Gore va también en este sentido al no valorar los razonamientos que emplea (que no son suyos) desde un punto de vista científico. Seamos serios. Y comparto bastante la opinión de Eulez al respecto.

    Y por cierto, me consta que por aquí escribimos mucha gente que sabe de primera mano qué es ser becario de investigación, jejeje.

    Uno6180: El clima siempre cambia, lo que se discute es si la actividad humana provoca o acelera un cambio que puede tener efectos perniciosos para la humanidad y la biosfera actual. Tal y como están las cosas, para que me crea esos datos que das deben ir acompañados de una referencia bibliográfica de una revista científica de verdad. Se dicen también muchas cosas sobre las bacterias de los fondos marinos, y ya ves tú lo que tiene ese artículo de cierto a la luz de lo que se cuenta en Golem blog.
    Nadie discute que se pueda discrepar, pero mucho me temo que no se discrepa con argumentos científicos. Otra cosa distinta es que todos los inviernos la gente diga que el tiempo está loco y que no terminemos de asumir que las sequías cíclicas son lo más natural en el clima Mediterráneo.
    Y desde luego, si la actividad humana tiene grandes probabilidades de afectar a la vida de las futuras generaciones de una forma tan negativa como se está viendo venir, no me parece admisible que haya que seguir parado como si nada. por que los cambios climáticos son “algo natural”.

  10. eulez 20 diciembre 2007 / 15:56

    Uno más para lo de becario de investigación.

    Milgrom, yo no se que religión dice eso de que “postulan que aunque uno sea ateo o siga la religión que sea, lo que importa es lo que hagamos en la vida” (en todo caso el budismo). Supongo que debes ser una persona religiosa, porque para decir semejante cosa hay que serlo y mucho. Podríamos tirarnos meses discutiendo esto porque no íbamos a llegar nunca a un acuerdo. Desde luego, y hablo por lo que me toca, el catolicismo no dice que no importa que seas ateo (Jesús dice eso en la Biblia!!!!???). Además, volvemos a dejar hipótesis escondidas: ¿qué son las cosas esas buenas que tenemos que hacer en la vida? ¿Ser promiscuo y lascivo es bueno? En mi opinión eso no es ningún problema para los que quieran (y puedan) ¿Opina el Vaticano igual? ¿Hablamos del “relativismo” ese del papa actual? ¿de las “perversiones antinatura”? Si me vienes a decir que no hay que escuchar al máximo representante del Dios católico en la Tierra, porque lo importante es el mensaje, pues entonces serás protestante (o alguna otra cosa), porque de católico nada de nada.

    Mira, disculpa lo que escribo pero es que no entiendo esto de las religiones, es una incapacidad mía. Será un defecto por haber sido becario de investigación, pero no puedo aceptar argumentos, ideas o creencias que se contradigan uno tras otro. Sencillamente, no lo asimilo. En ese sentido, discutir sobre religión no sirve de nada. Si crees, pues crees, pero no mezcles el vodka con el ron, que me mareo. Y sigo diciendo que eso que decía Pascal es una chorrada.

  11. Srta Rottenmeier 20 diciembre 2007 / 22:43

    Mi asociación cambio climático antrópico/apuesta de Pascal era en el sentido de que se podría emplear como argumento para tratar de convencer a los tibios y descreídos sobre este tema: actuar “como si” el hombre fuera responsable de él es una apuesta sobre seguro, sensata, no se pierde nada, siempre se gana algo. La mención a la religión era, en este caso accidental: nada más lejos que tratar de decir que son lo mismo una creencia religiosa que una “verdad” científica.

    Puedo entender que los convencidos de la objetividad de la actividad científica se pongan nerviosos empleando este tipo de argumento que no se basan en el valor indiscutible de una afirmación científica sino que emplean otro tipo de persuasiones.

    Aún así, ciertamente hay también mucho que decir sobre esta supuesta objetividad, los índices del JCR o el criterio de falsabilidad.

    Y otras dos cosas que han salido y que no me puedo aguantar:
    1. Como guía ética para el hombre, estoy de acuerdo en que la apuesta de Pascal es mezquina y yo preferiría llegar a ese hipotético día del juicio final habiéndome guiado por otro tipo de principios de acción, más formalistas y en los que nociones como premio, deseo o satisfacción no tengan lugar.
    2. Pascal en su apuesta (religiosa) emplea un tipo de argumentación racional (probabilística, científica) para dar respuesta a un problema que la mayor parte de los humanos asume de forma dogmática y acrítica. Si esto es una chorrada, apaga y vámonos (uy, qué borde me ha salido)

  12. Rafa 21 diciembre 2007 / 10:23

    Bueno, es verdad que no entendí muy bien lo que querías decir sacando a colación el asunto de Pascal. Me doy por aludido con lo de “convencido de la objetividad científica”, pero con matices. Quiero decir que soy consciente de las limitaciones, pero en estos tiempos que corren en los que se quiere hacer pasar basura por conocimiento, y que tan fácil es alterar la opinión pública contaminando la investigación científica, se hace necesario que defendamos a capa y espada el Método. El criterio de falsabilidad tendrá sus resquicios, pero oye, funciona que da gusto. El JCR es un sistema muy zafio de valorar la calidad de las publicaciones, pero al menos da un criterio objetivo: de hecho el impacto del JCR sirve internacionalmente para evaluar la calidad de un investigador con independencia del país del que proceda o del signo político del gobierno que convoque becas, contratos o lo que sea. La alternativa es dejar que los creacionistas hagan su propia red de publicaciones de la “ciencia de la creación” (como ya han hecho) y quedarnos tan panchos. Cada vez resulta más difícil, y especialmente al ciudadano medio, que no tiene por qué perder su tiempo leyendo publicaciones científicas, distinguir lo que es ciencia de lo que es camelo.

    Por último, no digo que la apuesta de Pascal sea una chorrada, pero versiones bastante intuitivas de la misma (“por si acaso, no vaya a ser que…”) se nos han ocurrido a todos en alguno u otro momento sin que sean tampoco especialmente esclarecedoras.

  13. Milgrom 21 diciembre 2007 / 13:20

    Eulez, pues no soy creyente, me declaro agnóstico, pero he sido educado en colegios de curas y he estudiado Antropología Cultural, así que del tema conozco un poco. Lo que te digo es que el mensaje de las religiones ha sido pervertido por cantidad de fanáticos que lo que dicen es que si no crees exactamente en lo que digo yo pues mereces la muerte y encima vas al infierno. Jesucristo al afirmar que el único mandamiento que vale es “Amar al prójimo como a tí mismo”, o cuando dice que es más fácil que un pecador entre en el Reino de los Cielos que un justo; y criticando a los fariseos y saduceos que lo que hacen es dar importancia a los ritos. Propone que no hace falta seguir a pies juntillas la excesiva ritualización, que lo que importa es ser buena gente y no ir haciendo el mal. De igual el modo el Corán o el Judaismo, no condena a la condenación eterna a los que no siguen sus doctrinas, pero siguen una vida recta y justa. Lo que cada religión otorgue como bueno o malo normalmente, tiene mucho que ver con la ética o moral laica, así que en ese sentido no hay tanta diferencia; excepto matices por supuesto. Por ejemplo ser promiscuo y lascivo no es bueno para la mayoría de las religiones, pero porque de igual modo no es algo que sea adoptado de manera mayoritaria por las sociedades no religiosas. Que tu consideres que ser promiscuo es bueno, no quita que objetivamente tiene mayores perjuicios que beneficios. Por ejemplo si eres promiscuo teniendo pareja, eso es malo, porque haces daño a otras personas, a no ser que sea consensuado claro.

    Las religiones surgen en un principio como manera de ordenar la moral y la ética en base a códigos naturales que en una sociedad acientífica, como es la sociedad en la que surgen éstas, y que necesitan una explicación. Si te fijas, y analizas historiográficamente, no hay tantas diferencias en los principios de lo que es bueno y malo en todas las religiones surgidas, por lo que hay un relativo consenso universal en el tema. Actos como Matar, Robar, el Incesto, la Sexualidad no reproductiva, son conductas vistas como negativas porque no favorecen la reproducción ni la supervivencia del grupo, por lo tanto en el momento en que surgen las religiones normalmente se establecen como los Grandes Valores.

    Que conste que soy agnóstico, y que no creo en lo que me pueda decir cualquier tipo de religión para mejorar mi vida. Pero si sabemos hacer una exégesis del contenido, sin hacerlo literal y siguiendo los Evangelios por ponerte un ejemplo, encontrarás más cosas no criticables que al revés. Jesucristo se juntaba con prostitutas, leprosos, recaudadores de impuestos y gente de mal vivir y les decía que entendía su situación y que no por ir a los ritos religiosos iban a salvarse, sino que era más importante, darse cuenta de que arrepintiendose y siendo buenas personas tenían ganado el reino de los Cielos.

    Para profundizar en el tema desde un punto de vista antropológico te recomiendo Historia de las Religiones de E.O James.
    Que sí, que las religiones han sido las causas de los grandes males de la Humanidad, pero por culpa del mal uso que han hecho los hombres de ella. El budismo por ejemplo o el confucianismo, si que han sido, globalmente, usadas de mejor manera ya que no han sido impositivas.

    Perdón por el tostón. Mi próximo comentario prometo que será más corto, ;P

    Saludos

  14. eulez 22 diciembre 2007 / 10:19

    Mira, esto pasa mucho con las religiones, si te quieres convencer, pues te convences… que las religiones son todas chachis, supermolonas y lo más de tolerantes, pues nada, coges lo que te interesa y te quedas tan ancho. Que Jesús era muy tolerante, pues nada, pues lo era. Vas quitando lo que no encaja con tu percepción y te quedas tan ancho. A eso se le llama anular el pensamiento crítico. No me digas que el problema está en los mensajeros porque por el mero hecho de decir que algo es la “verdad” ya tenemos el lío montado. No me digas que es que las religioens son muy antiguas, por supuesto que lo son, razón de más para abandonarlas. Y sobre todo no me digas que me lea libros para leer tonterías de profesores que lo único que hacen es revolotear sobre los mismos argumentos durante 300 páginas y escriben tontería porque de alguna forma tienen que justificar la silla en la que están sentados de por vida. No hay que ser muy listo para tener una opinión sobre el tema. Mira, ya que estamos de libros yo también te recomiendo uno: “Lógica Básica”, de la Schaum o de McGraw-Hill, de Santillana o no se de quién.

  15. Rufo 27 diciembre 2007 / 2:21

    Poco que añadir, este tema ya lo he tratado alguna vez en mi blog pero no tan bien como lo haces tú. Que decir, que es increíble que esto se haya convertido también en carnaza para el revanchismo y el tira y afloja típico de los que se tienen ganas

  16. Milgrom 27 diciembre 2007 / 16:03

    Eulez, precisamente tu estás negando el pensamiento crítico hacia unas doctrinas científicas como son la Antroplogía, la Historia, la Arqueología y la Psicología. Que tu no creas, no niega que hayan una serie de mecanismos socioculturales por las que surgen. Hoy en día muchos ven la Ciencia como una nueva religión que les dará la respuesta a todo, abandonando toda clase de pensamiento crítico hacia aquello que no es de su agrado. Cómo no me gusta lo excluyo y no le doy validez.

    Ya te digo que yo soy agnóstico, pero me fascinan los procesos de creación y la necesidad que tiene el hombre de la religión. Lo que he explicado en mi comentario anterior es lo que te explican en las catequésis católicas pre-comunión. Si nos acercámos al pensamiento lógico, como pretendes, muchos filósofos han explicado la existencia de Dios mediante pensamientos lógicos, o sea que…
    Yo ante este campo tan ambigüo, prefiero mostrarme de manera escépctica y dudar de todos, tanto de la ciencia como de la religión. De hecho muchos descubrimientos científicos en mecánica y física cuántica muestran este tipo de razonamiento que hacen dudar de todo lo concebido acerca de la materia y de la religión. Pero bueno, la opción de cerrarse tanto en una postura como en la otra parece ser siempre la más cómoda. Tan integrista me parece un talibán de la religión como uno de la ciencia.

  17. Carmen 27 enero 2008 / 10:10

    “del tipo de las que publican sobre las mentiras del 11-M y de cómo la Guerra Civil la empezaron los rojos en el 34)”

    Pero no puedes poner esto como una cosa que “se refuta sola”, que es peor falacia que la que pretendes denunciar. Tiene gracia ¿sabes cómo descubro que una persona es de izquierdas? cuando hace exactamente lo que denuncia en otros ¡falsamente!. El ataque a Al Gore no es un ad hominem y el tuyo sí ¡pero combinado con un hombre de paja!

    Veamos del material que estás hecho: el año 1934 sucedió la revolución de Asturias. Revolución es la palabra que usan los de izquierdas para nombrar los golpes de estado que les parecen buenos. Las declaraciones públicas de los que pusieron en marcha ese golpe de estado eran las de que pretendían una guerra civil. Fue el PSOE de aquella época quien quería (de boca de sus dirigentes) la guerra civil. En Cataluña, el mismo año, se llevó a cabo la secesión, otro golpe de estado.

    Ya ves, hay datos. Un ataque ad hominem el tuyo (“qué puedes creerte de unos tíos que dicen esto y aquello sobre algo que no tiene nada que ver con el tema”, qué briboncete eres…) refutado.

    Tú mismo reconoces que Al Gore es un tío que vende motos y que emplea argumentos irrelevantes (como el moral). Primero, no es irrelevante el tema moral, tú mismo lo empleas todo el rato. Es que no paras de situarte moralmente por encima de quien niega que el posible cambio climático sea de origen antropogénico (la lamentable falacia “ad hominem” lo demuestra a las claras, aunque dudo de que te des cuenta ya que la soberbia es como el olor corporal, que sólo se huele el de los demás). Segundo, los que negamos que el posible calentamiento global sea de origen antropogénico, lo hacemos en base a una crítica a los datos presentados por el IPCC, Al Gore se está basando en esos datos y es un embustero. Es decir, ese tío se ha ligado a cierto tipo de argumentación. Cuando alguien usa un argumento y se demuestra que no cree en él (es un campeón de la produción de CO2 como se han visto pocos), eso es un dato contra el argumento.

    Me he acercado a tu blog y me ha parecido interesante. Me molestaba el tono de suficiencia que te usas y, así como iba leyendo entradas más antiguas, me preguntaba cuándo te saltaría “la entrada tontaina” como esta que comento.

    Eres un soberbio y en política no tienes ni media lección que dar a los liberales. En biología ese tonillo que te gastas está bien para los tontos que lo crean necesario, pero para cosas que no conoces es lo peor que puede tener alguien porque las meteduras de pata son de alumno de ESO: monumentales y sin ser consciente.

  18. eulez 27 enero 2008 / 11:42

    Pues suerte que le ha parecido interesante el blog, que si no le llega a gustar no se que coño habría dicho.

    Querida Carmen, igual que tu considerars a los de izquierdas tópicos y típicos, a tí te pasa otro tanto de lo mismo. Se puede reconocer a un derechoso espppaññol (con 3 ps y 2 ñs) recalcitrante por tres puntos: 1 – Justifica la Guerra Civil diciendo que la revolución de Asturias fue apoyada por miembros del PSOE. 2- Se opone a la teoría del cambio climático producido por el hombre. 3-Utiliza la palabra “liberal” varias veces en su discurso. Ha faltado alguna referencia a la “familia” o al “darwinismo” y tenemos el lote completo.

    En cuanto a lo que comentas, creo que el principal problema de la Guerra Civil española no fue el levantamiento en sí, sino el objetivo declarado de los “nacionales” de limpiar el país de “rojos”. A ver como justificas eso ¿con Paracuellos? ¿Carrillo asesino? ¿con la quema de iglesias? Joder, que típico. Es que no salís de vuestras dos cositas. En cuanto a la “secesión” de Cataluña… la Generalitat declaró el “Estado Catalán” dentro de la “República Federal Española”. Es decir, como Alemania, o Estados Unidos, un estado dentro de la federación, lo normal. El problema es que eso lo tendría que haber dictado la propia República y no Cataluña, con lo que era ilegal hacer eso. Punto. Nada de secesión, señora mía. Como se os va la pinza a los derechosos.

    El cambio climático es aceptado por la práctica totalidad de la comunidad científica. Es cierto que esto no es un argumento absoluto, pero es que la Ciencia nada lo es, a diferencia de las creencias fanáticas que sigue gente como tú. Hay dos opciones, obviar lo que dice la gente que sabe de esto o no hacerlo. La primera puede llevar a la catástrofe y la segunda a lo mejor no. No perdemos nada por entender que tenemos que ser mucho más eficientes a la hora de utilizar los recursos del planeta, todo lo contrario. No se porque hay tanta gente reacia a entender que el cambio climático ya está aquí. ¿Qué es debido a la actividad Solar? bueno, contra eso no podemos hacer nada… en plan práctico, mejor será aceptar la postura más pesimista, verdad? En cualquier caso, hay muchos científicos que consideran que hay pruebas suficientes sobre que el cambio climático es debido a la acción del hombre y no a la actividad del Sol (¿no podrían ser las dos cosas?)…¿se equivocan todos? La verdad es que a mi me da igual, no hay alternativa, no podemos seguir consumiendo como lo hacemos porque el planeta es limitado y seguimos creciendo en población.

    Vaya con el post este, que no paro de hacerle comentarios indignados…

  19. eulez 27 enero 2008 / 12:11

    Ya que estoy contesto al último mensaje de Milgron

    “Si nos acercámos al pensamiento lógico, como pretendes, muchos filósofos han explicado la existencia de Dios mediante pensamientos lógicos, o sea que…”

    Vamos a ver, uno puede hacer Lógica o Ciencia, pero eso no significa que uno lleve razón en todo lo que dice: puedes estar omitiendo hechos, utilizando hipótesis falsas, etc. Esto es muy común en Ciencia: ensayo y error. Las revistas científicas están plagadas de trabajos erróneos que luego la gente critica o corrige. Se evoluciona en conjunto. Si lo que se dice no es falsable, no es científico. Hay demostraciones de la existencia de Dios, de eminentes filósofos, que son de risa. Y, por supuesto, no son falsables, luego no es Ciencia. Puede ser Lógica, pero eso no significa que tenga ningún valor ni que sun conclusiones sean “reales”. Es cierto que mucho de lo que consideramos como “Ciencia” no es falsable, pero en esos casos, al menos, se suelen aportar pruebas o hechos. En las “demostraciones” de la existencia de Dios no hay nada de eso.

    “De hecho muchos descubrimientos científicos en mecánica y física cuántica muestran este tipo de razonamiento que hacen dudar de todo lo concebido acerca de la materia y de la religión.”

    ¡Y seguimos con los líos con la Mecánica Cuántica! (con mayúsculas, por favor) Vamos a ver: la Mecánica Cuántica proporciona hasta 12 digitos de concordancia con los experimentos. Es considerada como la mayor obra intelectual jamás generada por la raza humana. Gracias a ella se entiende y se predice el comportamiento de la materia y es la base que permite fabricar la mayoría de los aparatitos que utiizamos a diario. No pongas al mismo nivel “materia” y “religión”. De la primera sacamos de todo, la entendemos, y seguimos profundizando en ella. ¿Que se puede decir de la segunda? ¿Se deduce algo? Por cierto, no como es posible que la Mecánica Cuántica diga algo de la Religión, empezando porque creo que no existe ningún modelo atómico de Dios, ni nada por el estilo. Otra cosa que la gente no suele entender es que la Mecánica Cuántica se aplica a los objetos de tamaño atómico. Punto. Si quereis filosofamos sobre las implicaciones de la Mecánica Cuántica a ese nivel, pero no podemos ir más allá, porque por hipótesis, solo concierne a cosas muy pequeñas.

    Comentaba en otro post del copepodo, que uno de los grandes problemas actuales es que estamos colocando Ciencia y Religión al mismo nivel y de ahí vienen discusiones, que ya deberíamos haber superado, como la del creacionismo y el darwinismo. Ciencia y Religión no están en el mismo plano porque hablan de cosas distintas. La Ciencia necesita de una hipótesis que luego se debe intentar demostrar que es falsa (no se puede demostrar nunca que sea verdadera), mientras que la Religión parte de una hipótesis que, no solo no se puede demostrar que sea falsa, sino que no se debe hacer porque es un acto de fe. Es decir, son dos posturas completamente opuestas.

    No podemos entender la Ciencia como una religión, ni como algo absoluto, pero eso no significa que no sea útil o que no proporcione conocimiento. Es decir, no hay que encumbrarla a los altares y considerarla como un acto de fe (otra vez). Vuelvo a repetir que es una equivocación achacar los problemas lógicos de la Religión a la Ciencia y viceversa, que son cosas distintas.

  20. Copépodo 27 enero 2008 / 12:42

    Hola Carmen, soy Rafa

    Lo primero quiero agradecerte tu comentario rebosante de sinceridad. Es muy estimulante encontrar cosas así en el buzón de correo. De todas formas creo que te excedes en tus conclusiones cuando el tema de la entrada es bastante conciso, pero intentando saciar tu interés voy a demostrarte “de qué pasta estoy hecho”.

    El tema principal del texto es que criticar a Al Gore no afecta en nada a la veracidad del hecho y naturaleza del cambio climático.

    Lo que ataña al asunto del cambio climático es algo de lo que se ocupa la CIENCIA (insisto en que leas el enlace al GOLEM blog para comprobar lo escurridizo que puede ser este concepto en nuestro contexto, pero aún así ya se ha dicho en los comentarios algunas pistas al respecto).

    Insisto en que la dimensión moral del asunto es irrelevante para determinar la naturaleza y alcance del fenómeno, incluso aunque el mismo tenga, de hecho, consecuencias que puedan ser evaluadas moralmente.

    Que Al Gore se crea o no los argumentos que usa (que no son suyos, insisto, ni tampoco de la IPCC), e incluso que no le importe ni un pimiento también es irrelevante para conocer la naturaleza del fenómeno, y básicamente estamos ante un ejemplo de libro de un argumentum ad hominem (A dice B. Hay algo cuestionable en A. Ergo, B es falso), falaz por definición; me extraña mucho que no coincidas conmigo en este punto. Tu afirmación “Al Gore es un embustero” dista mucho de estar demostrada como para empezar a sacar conclusiones de ella. De todas formas insisto en que aunque fuese verdad no afecta en absoluto a las publicaciones científicas sobre el tema que se llevan haciendo desde hace décadas.

    Pasemos al asunto de la editorial de marras. Lo que pretendo decir es que los libros publicados por esa editorial y otras por el estilo son políticamente interesados y de veracidad cuestionable. Para ello pongo dos ejemplos pensando en que todo el mundo va a entender por dónde van los tiros, pero si piensas que esto no es evidente, pues extiendo el comentario:

    En el año 34 tuvo lugar la “revolución de Asturias”. Sin embargo, ese acontecimiento no acabó con una guerra civil. Fíjate que ni siquiera pongo en duda que hubiese esa intención o que podría haber ocurrido. SI (y sólo si) esa “revolución” hubiese acabado en guerra civil, pues entonces habría que convenir que, efectivamente, la guerra civil empezó en el 34, pero Carmen, las intenciones, los “¿y si? y los casis no son historia. La historia lo que nos dice es que la guerra civil la empezaron unos señores (con nombres y apellidos) en julio del 36. Cualquier intento de negar este hecho, sea en libro o en tertulia radiofónica, me provoca ataques de risa difíciles de controlar.

    Sobre la “verdad del 11-M” te remito a la entrada de la Wikipedia “teoría conspirativa” (no va sobre el 11-M, por cierto).

    No creo que mis críticas a estos libros sean ad hominem, puesto que no hablo de sus autores sino del argumento de ese libro. entiendo, sin embargo, que critiques mi desprecio apriorístico de “las mentiras del cambio climático” sólo por el resto de títulos de la editorial, en eso te doy la razón, mira tú, pero eso no quita que de la misma forma que con los otros me huela ya lo que hay dentro.

    Me parece muy bien que expreses tu opinión aquí Carmen, de verdad, y me alegro de que te parezca interesante si en verdad es así, pero para discutir sobre ideas no es necesario que entres en descalificaciones personales así que haz el favor de discutir con ideas y no con insultos. Tu último párrafo está totalmente fuera de lugar entre gente educada, pero más allá de eso lo apunto con gusto para la próxima antología de comentarios históricos.

  21. juliacgs 27 enero 2008 / 16:20

    Y yo que sólo había leído este post a trozos, pero con toda la trifulca, digo, pos me lo voy a leer enterito…

    Y sí, tengo que decirte llevas más razón que un santo, copépodo, algo que muchos en los comentarios te han dicho antes que yo y también te han insultado por ello (ahora, para triunfar, sólo le falta a este post que alguien mencione a los tipos de la cruz gamada para que pierda la discusión por la ley de Goldwin -no seré yo tan tonta como para ser yo la que los mencione-).

    A mí una de las cosas que más me molesta de que aquí hagamos ese maravilloso razonamiento “Al Gore es malo, luego el cambio climático, caca también” es que es algo totalmente adoptado de los americanos, cuando todos deberíamos estar de acuerdo a estas alturas que imitar a esa gente no nos puede traer nada bueno a los demás.

    Y es que lo que aquí confunden por asunto político, en los USA, la cosa va más allá: lo del cambio climático (o más bien, lo de tener una actitud responsable en cuanto a lo ecológico) no sólo es un asunto científico, ni político, es un asunto sociológico (de ahí, que el vilipendiado Al Gore quiera sacar a colación lo “moral”). La cosa sencillamente radica en que puedes optar por ser un americano de pro comprándote uno o varios cañoneros y triunfando en la vida, o puedes ser un puto jipi, vivir en una comuna y cultivar hortalizas. Si entendemos que los únicos que se preocupan por el medio ambiente son los segundos, por fuerza eso tiende a considerarse una actitud incorrecta y moral y socialmente reprobable. De ahí, que un tipo encorbatado como Al Gore trate de aleccionar a sus congéneres sobre estos temas no viene nada mal…

    Pero como siempre, aquí nos lo tomamos todo al pie de la letra…

    De todos modos, que nadie se preocupe, con la proliferación de cañoneros y el amor que algunos demuestran por ese “American way of life” aquí, en tierras patrias, y todo eso unido a que pronto habrá los que exijan indignados que se enseñe el creacionismo en las escuelas (y fíjate tú, que tampoco hará falta eso pa que los niños nos salgan todos unos peaso de zotes…), pronto, los documentales tipo la verdad incómoda estarán aquí totalmente justificados… Eso sí, ¡si el recalentamiento del planeta no nos achicharra a todos antes!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s